Plántale cara al hambre: Siembra - #ManosUnidasSiembra

Navidad 2017 - Navidad Comprometida

Esta Navidad, no tires a la basura la solución al hambre en el mundo

Termina el año 2017 y con él nuestra campaña “El mundo no necesita más comida. Necesita más gente comprometida”, encara su recta final. No queremos dejar pasar estos días sin recordarte que tú también puedes ser parte del compromiso de acabar con el hambre en el mundo, que Manos Unidas adquirió hace casi 60 años. 

 

El gran escándalo del hambre impide vivir dignamente a cerca de 800 millones de personas. Es una cifra vergonzante, ante la que no podemos quedar ni indiferentes ni impasibles.

Con la campaña “El mundo no necesita más comida, necesita más gente comprometida” en Manos Unidas seguimos haciendo hincapié en la necesidad de un compromiso firme en la lucha contra el hambre; un compromiso que a todos nos atañe. #NavidadComprometida.


Cada día, en el mundo se desperdicia 1/3 de los alimentos que se producen; mientras, más de 800 millones de personas pasan hambre. 

Desde Manos Unidas buscamos un compromiso transformador, con modos de producción y de consumo que respeten el medioambiente y no caigan en manos del negocio especulativo. Tanto lo que consumimos como lo que desperdiciamos tiene un precio que va más allá del monetario. #NavidadComprometida.


El hambre afecta, sobre todo, a mujeres y niños que carecen de medios para producir o comprar alimento en África, Asia y Latinoamérica.

India/Juan Luis Sánchez

En Manos Unidas estamos comprometidos con una agricultura sostenible y con un aprovechamiento integral de la producción que evite la pérdida y desperdicio de alimentos. #NavidadComprometida.


El hambre representa el mayor riesgo para la salud en el mundo, porque mata a más personas cada año que el sida, la malaria y la tuberculosis juntos. 

En Manos Unidas sabemos que la solución al problema del hambre es posible. Lo comprobamos cada año en los cientos de proyectos que, gracias al compromiso de miles de personas, podemos poner en marcha. #NavidadComprometida.


El hambre afecta, sobre todo, a mujeres y niños que carecen de medios para producir o comprar alimento en África, Asia y Latinoamérica.

En Manos Unidas seguimos luchando contra el hambre en África, América Latina y Asia. Apoyamos a mujeres y hombres que viven en condiciones de pobreza extrema, promoviendo derechos inherentes a cada persona con independencia de su sexo, raza y religión. #NavidadComprometida.


Las terribles cifras del hambre en el mundo nos piden a voces denuncia, acción y cambios en nuestra actitud y en nuestros estilos de vida. 

En Manos Unidas somos conscientes de que, en lucha contra el hambre, es preciso actuar de una forma comprometida con el bien común, con la conciencia de que un cambio en nuestro estilo de vida puede mejorar la vida de muchos. #NavidadComprometida.


La pobreza aumenta y agrava la inseguridad alimentaria y acarrea daños irreversibles.

En Manos Unidas no nos acostumbramos ni nos conformamos con las cifras del hambre, porque sabemos que detrás de cada número hay una historia de vida y un anhelo de futuro. #NavidadComprometida.


El hambre es el mayor atentado contra la dignidad humana.

En Manos Unidas avanzamos, con determinación y esperanza, hacia el horizonte que marca el fin de las fronteras del hambre en el mundo. #NavidadComprometida.


“Todos Unidos, y en conexión con aquellos que se consagran a la misma tarea, podemos mucho más de lo que creemos”.

 

 

 




 




Comparte: