El mundo no necesita más comida. Necesita más gente comprometida

"La mano del hombre", o cómo exprimir los recursos del planeta, gana #Clipmetrajes 2017

Lunes, 29 mayo, 2017
  • Gracias a La mano del hombre, Mauro Rendón Velásquez viajará a distintos proyectos de desarrollo que Manos Unidas apoya en Camerún para realizar un corto documental.
  • Durante la final, personalidades del mundo cinematográfico ofrecieron su punto de vista sobre el cine como herramienta para sensibilizar y promover el compromiso necesario para mejorar el mundo.
  • También se vieron los cortometrajes de los ganadores de las tres últimas ediciones del festival, rodados en Etiopía, India y Perú.

Una naranja gira en el espacio y es exprimida hasta la última gota por los humanos. Una vez agotados sus recursos, el hombre decide probar fortuna mandando una de sus semillas en un cohete para ver si, con suerte, germina en otro planeta. Este es el argumento de La mano del hombre, el vídeo que ganó el Premio al Mejor Clipmetraje de la Categoría General de la VIII edición del Festival de Clipmetrajes que organiza Manos Unidas.

Su autor, Mauro Rendón Velásquez, se hizo con el gran galardón de este festival de piezas audiovisuales de un minuto. El próximo otoño viajará junto a Nocem Collado, directora y realizadora de documentales y presidenta del jurado, a distintos proyectos de desarrollo que Manos Unidas apoya en Camerún para grabar su propio cortometraje documental. Emocionado, Mauro agradeció el premio y la oportunidad que supone el viaje a Camerún y, al ser preguntado sobre el objetivo de su pieza audiovisual, respondió con otra pregunta: "¿para qué enviar esta semilla al espacio si podemos plantarla aquí? Estamos a tiempo", subrayó.

Cine para cambiar el mundo

Quico Taronjí, periodista del programa de TVE Aquí la Tierra, fue el encargado de presentar esta final, en la que no se dejó de hablar sobre el poder que tiene el cine como herramienta para cambiar el mundo. Este tema fue el eje vertebrador de la mesa de diálogo en la que participaron la propia Nocem Collado, Lucas Vidal-Ribas, responsable de Comunicación y ayudante de Producción de Frágil Equilibrio (Goya al mejor largometraje documental en 2017), Aritz Lekuona, director de Marketing de la Escuela Superior de Cine y Audiovisuales de Cataluña (ESCAC) y el director Eduardo Chapero-Jackson. Este último resumió en una frase una de las ideas más compartidas en la mesa: "la cámara activa la empatía", para describir la potencia del lenguaje audiovisual para favorecer una sociedad más empática, algo que se vio imprescidible para poder cambiar el mundo en que vivimos. En ese sentido, Nocem Collado habló del formato de los Clipmetrajes como una gran herramienta para contar historias que muevan a la acción y el cambio, ya que se trata de "una manera muy sencilla y efectiva de contar las cosas".  

Después, ha comenzado un viaje audiovisual alrededor del mundo. Los asistentes a la final, han visto los cortos documentales de los ganadores de las tres últimas ediciones del festival. Aitor Martínez, ganador de la edición anterior, ha presentado Embrujo, una visión personal de Perú que hace hincapié en la diversidad del país andino. Posteriormente, se ha recordado el viaje a Etiopía que Inés Poggio realizó junto al director de cine Santiago Zannou, donde surgió su cortometraje Género y número, un homenaje a la fuerza de la mujer africana. Por último, se ha proyectado Ser positivo, de Maite García, que cuenta la historia del orfanato y centro de formación que la hermana Brito tiene en India, donde acoge y forma a personas afectadas por el VIH. Uno de los distintos proyectos que apoya Manos Unidas en el país asiático y que visitó con el cineasta Eduardo Chapero-Jackson en octubre de 2016.

Reparto de premios

Hubo que esperar hasta el final de la mañana para conocer al ganador de esta VIII edición del Festival de Clipmetrajes, Mauro Rendón Velásquez, por su vídeo de un minuto La mano del hombre.

Minutos antes, se entregó el Premio al Segundo Mejor Clipmetraje de la Categoría General a Gerard Rodríguez Sáez. Su trabajo Malas costumbres muestra cómo la rutina lleva a las personas a hacer compras desproporcionadas, sin saber a veces qué es lo que realmente hace falta en sus neveras. Esas mismas que ven cómo, día tras día, se pudren alimentos en su interior.

Seguir consumiendo, de Fernando Ayuso Ortiz, consiguió el Premio al Tercer Mejor Clipmetraje de la Categoría General. Un vídeo que traslada al espectador al año 2051, donde, con las reservas naturales prácticamente extinguidas, las nuevas dietas alimentarias se basan en sucedáneos, píldoras e insectos. Mientras, el ser humano vive sumido en una espiral de consumo digital en la que vídeos superfluos, como el de una receta artificial, adquieren mayor importancia que los dedicados a la sociedad.  

Antes de finalizar, la chef Eva Arguiñano, desde su cocina, animó a la audiencia a seguir luchando contra el hambre y a participar en la próxima edición del Festival de Clipmetrajes, en la que serán los participantes quienes, esta vez, se pongan el delantal y cocinen su propia receta para acabar con esta injusticia.

Ganadores de la Final de Clipmetrajes de Manos Unidas

 

 PALMARÉS completo de la FINAL NACIONAL de la Categoría General:


Premio al Mejor Clipmetraje de la Categoría General: La mano del hombre, Mauro Rendón Velásquez.

Premio al Segundo Mejor Clipmetraje de la Categoría General: Malas costumbres, Gerard Rodríguez Sáez.

Premio al Tercer Mejor Clipmetraje de la Categoría General: Seguir consumiendo, Fernando Ayuso Ortiz.

Clipmetrajes finalistas:

Subastados, José González Gómez.

Último día útil (U.D.U), Delma Álvarez Arias de Saavedra.

Premio al Clipmetraje Más Votado por el público: Desigualdad, Alina Badea.

Comparte: